Moje hlavní stránka

Posts tagged “czech

Crónica de una navidad checo-peruana

Video not available

No hay Toribianitos, no hay pavo, no hay chocolate caliente para taza tipo Cuzco ni el estruendoso sonido de los “cuetes” reventando sin parar, llenando de pólvora hasta el último de mis cilios.

No hay algún Plaza Vea atendiendo las 24 horas por el crecimiento de la demanda, no ves a la gente rajando de lo misio que es el regalo que está comprando el huevón de al lado, de cómo la chica viendo los trapos de liquidación de temporada se puede poner encima ese color, de qué falta de clase y de cómo se nota que hay plata en el Perú y que a veces la democracia en este (o ese) país es mucha.

No veré a las figuras de Al Fondo Hay Sitio, Combate o Esto es Guerra desfilando con motivos navideños por las señales que transmiten su señal por el espectro radioeléctrico peruano, no podré ver las diferentes ediciones especiales de panetones, aunque debo decir que he visto unos comerciales que me han dejado bastante pensativo, ver los siguientes:

Video not available

Video not available

No podré comprar mi panetón de Melcochita o mi CD navideño de Diego Dibós y Anna Carina Copello, ni chispitas mariposa, cuetecillos, arrancadores, silbadores ni cuetones, aunque esos puedo comprarlos aquí en Praga sin problemas para año nuevo, hasta en Makro los venden, pero vamos a circunscribirnos a la fiesta navideña.

Las fiestas navideñas en la República Checa son algo distintas a las peruanas, aunque no extremadamente distintas. Acá también ponen lucecitas y árboles de navidad, aunque lo hacen unas dos o tres semanas después que en el Perú. Acá los regalos no los trae Papá Noel, sino el Niño Jesús de Praga, que me parece tiene más sentido pues es el cumple de nuestro pata el barbudo. Acá no se come panetón, aunque se puede encontrar en los grifos Agip, que son italianos y tienen su oferta navideña italiana. Yo me compré mi rico panetonzazo Melegatti, tírenle un bisteck:

Los checos tienen su propio panetón, la Vánočka, acá les dejo un video donde sale cómo preparar una Vánočka con 9 trenzas, el único problema es que es en checo pero es video así que no molesten:
Video not available

Una cosa muy tradicional aquí, también, es la carpa.  Cuando hablo de carpa no estoy hablando de una carpa para acampar en La Cantuta, sino un pescado.  Las carpas se venden frescas y vivas en la calle:

Claro que los vendedores pagan por el espacio y el proceso es ordenado, es decir que no tienes a mil ambulantes vendiendo carpa, y las carpas están en unas tinas enormes con agua, puedes comprar la carpa viva y te la llevas a tu casa y la pones en la tina y tú solito la matas y la pelas (nótese que es el pez, no el perro que está sapeando):

O puedes comprarla ya fenecida a la amiga carpa:

La carpa se apana en pan, porque no se va a apanar en otra cosa pues, ¿no?, y se fríe, y se come, porque no la vas a freír para dejarla tirada y tenerla de adorno.  Yo, haciendo gala de mi no adhesión al pescado, comeré mi pedazo de lechón, que es otro de los contenidos peruanos de esta navidad en Praga.  Acá también comen un montón de dulcecitos navideños:

Y los mercados navideños son así:

Mercado navideño en la Plaza de la Ciudad Anciana

En esos kioskos de madera venden dulces, vino caliente con canela, galletas de gengibre, o kion, como decimos en Perú, manualidades navideñas, jodol (hot-dog) y chorizo así bien riqui, marca Zeman todavía, que es como decir Braedt.

Tengo la suerte que justo me visitó una amiga arequipeña la semana pasada, y me trajo Kola Escocesa, toffees y chocolates de La Ibérica, así que la mesa de mi hogar no sólo será peruana, sino que también tendrá su toque de arequipeña.  Además, la estrella del nacimiento, claro que aparte del niño Jesús, es un angelito de los nacimientos peruanos tradicionales tocando su zampoña.  Así que esto, junto con el panetón italiano, porque no pude encontrar peruano, es el touch peruano de la navidad checo-peruana en la casa de mi suegra.

Veselé Vánoce! Felíz navidá! Son los sinceros deseos de este, su humilde servidor.


ZŠ Filosofská

Filosofská was the first ever primary school I’ve ever stepped at in the Czech Republic.  My mindset was to expect something different because public education in Peru is not precisely the best in the world.  My surprise was big when we had a big opening ceremony and all the kids were so nice at us, and they spoke English, because this school is very focused on teaching languages from the very first grades.  I also knew another neighborhood in Prague, Novodvorská, but thank god it wasn’t very far from home.  At first I was somehow nervous, because I’ve always thought that I wasn’t good with kids, mainly because patience is not one of my strong advantages, but surprisingly I left all my bad feelings behind, and I started trying to present Peru in the best way for those kids.

For instance, I didn’t know exactly which topics I shouldn’t have talked about, because if someone knows Peruvian history, there are happy moments, but very sad moments too, but I presented Peru as the magnific country that it is: a country that suffered with militart governments, state coups, hyperinflation and terrorism, but today is reknowned as a thriving nation, as a developing economy, that passed from having the world record of inflation in one day (8000%) to have the second lowest inflation in the world in 2008, after France.

So I started with Marca Peru, our country brand, because that’s what I want, I want them to recognize our country with its brand.   Then I started with some basic information about Peru, the Inkas, its history.  But I also talked about terrorism, that sick period of our time that thank god is no more present this days.  I showed them the video of car bombs in Lima, so they could understand the atrocity and violence of that period of the early 90’s, but I also showed them our finest hour, when the Chavin de Huantar elite group of the Peruvian Army freed the hostages of the Embassy of Japan in Peru, making, maybe, the best hostage release operation of the last times.  And then, our dances, our glorious Peruvian gastronomy, and some sport achievements, of course most of them in black and white, as so as our great Juan Diego Flórez.

And by the end of the days at this school, two kids asked me for an autograph, and this was the very first time that happened to me.  I told them to save that autograph because it would be valuable later on, and then I sang the Czech national anthem.  And I did it because I want to inspire them, to make them know they have a truly blessed land, and that I don’t teach them about Peru to encourage them to leave their countries and go to live to Peru, but to go to Peru, learn, enjoy, live experiences, and apply the best from Peru to improve that true “zemský ráj” called Česká republika.